La UE revisa el etiquetado energético de los electrodomésticos

La etiqueta energética con sus barras horizontales; verdes, amarillas y rojas es bien conocida por los consumidores. Es una de las mejores herramientas que existen en la actuali-dad para informar en los puntos de venta acerca de la eficiencia energética de los productos.

La UE quiere modificar la etiqueta eliminando los +++ de las etiquetas, volviendo a una escala de etiquetado que vaya desde la A hasta la G. Los estudios que ha realizado la comisión aseguran que la escala de la A a la G es más clara para el consumidor. La comisión aspira a publicar la propuesta de cómo se va a realizar la modificación a lo largo de este verano.

También se espera que UE establezca una base de datos donde se incluyan todos los productos que precisen etiqueta y que se venden dentro de las fronteras de la UE, como ya  se realiza en otras partes del mundo, como es el caso de Australia. 

La nueva regulación se espera que entre en aplicación a partir del 1 de enero de 2017.

Más información: www.market-watch.es